jueves, febrero 28, 2008

A propósito de la INFOXICACIÓN

Con este término, infoxicación, nos referimos a hecho de estár inmersos en un mar de información, atiborrado de datos que llegan desde todos los frentes y por todos los medios posibiles.

Estímulos físicos y también significados mantienen al cerebro ocupado sin dejar tiempo para el razonamiento, la comtemplación ni el disfrute sano del silencio y la tranquilidad. Así nos conviertimos en sujetos reactivos; sólo reaccionamos a lo que nos llega o impacta. Respondemos, no pensamos; sólo actuamos. Así nos convertimos en autómatas, obsesivos consumidores, compradores de cosas que, casi siempre, no necesitamos.

Hace unos meses una persona, miembro de una comunidad, envío un email al grupo proponiendo el debate de un tema de actualidad y de mucha importancia; pero hasta ahora nadie respondió, ningún experto que, segun creemos, forman parte de grupo, respondió con un argumento. Lo sospeché desde un principio (!!!!!), que eso sucedería.

Es que, en los tiempos actuales, nos es difícil pensar; no por que seamos retardados, sino por que no hay tiempo para elaboraciones mentales, ni para elucubraciones filosóficas(qué no me lean los filósofos!!). Sólo hay tiempo para responder mecánicamente. Las grandes empresas de la propaganda juegan ping pong todo el día con nosotros, con nuestro cerebro. La publicidad y la propaganda se ha especializado tanto que fácilmente nos atrapa.

Cuando logramos desconectarnos de algo que nos tiene atrapado, Internet por ejemplo, nos atrapa la televisión y cuando huimos de ella, una radio, un diario, un folleto o una propaganda nos atrapa nuevamente. Y todas ellas quieren vender y sólo vender.

Esa es la guerra de las empresas: quitarse el alma de la gente. Con ese objetivo, terminan implantándons la idea de comprar y comprar para estar a tono con los tiempos, con las modas de las ropas, las tecnologías, aunque nunca sabes si te serán útiles o traerán bienestar a tu vida. ¡Pobre de ti si no compras un regalo a tu mami en el Día de la Madre!.

Todo esto es más serio de lo que creemos; es lo que está convirtiendo a la universidad peruana en colegios primarios. Los alumnos, a pesar de que tienen grandes posibilidades de acceder a la información, no pueden desarrollar una tesis. A pesar de que hay una cantidad incomensurable de información, hay poco conocimiento. Los alumnos se pasan "bajando" información de Internet, las bibliotecas y.... no saben como organizarlo. En ahí el detalle.

En fin, por ahí van las cosas. Finalizo aquí, por que ya me estoy saliendo de la regla actual que te conmina a no pensar.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Es lo que buscan las corporaciones y gobiernos egoistas, que solo piensan en el control que se ejerce a través del poder y del dinero. No hay que ser tontos, debemos reaccionar, meditar, entregarnos al silencio, a la meditación, a buen libro, al campo, a una buena música clásica, a un buen tema de jazz. Ahi está la felicidad y no en actitudes consumistas, como las estúpidas películas de Hollywood, fantasías absurdas y de culto a la muerte, comerciales rascistas, programas de Tv. estúpidos de culto también a la violencia y al sexo desenfrenado. Todas las taras llevan a un consumismo absurdo, que solo beneficia a unos mercaderes que se crren muy vivos, pero que pronto serán desenmascarados.